Malditas maldiciones

He aquí una curiosa recopilación de las maldiciones más malditas, insólitas e increibles del mundo mundial, todo un trabajo de investigación realizado por personal especializado del sector de la parapsicología.

La maldición de las natillas:

Cuentan aquí que aquellos futbolistas que protagonizan el clásico anuncio de las natillas caen en desgracia futbolísticamente hablando ¡y se ponen gordos! (esto último es mío).

La maldición del Balón de Oro:

El mejor futbolista del continente europeo desde 1997 no repite galardón, con la excepción de Ronaldo que bastante tiene con lo suyo (podrían haberlo hecho desde el 98 y Ronaldo no sería una excepción).

La maldición de El Príncipe de Bel Air:

Isiah Thomas, doble campeón de la NBA en los años 1989 y 1990 salió en un capítulo de El Príncipe de Bel Air en 1990 y desde entonces no levanta cabeza, ruinas económicas y escándalos acompañan al que es considerado uno de los 3 mejores bases de la historia de la mejor liga de baloncesto del mundo.

La maldición de Jessica Simpson:

La maldición que todo el mundo quiere, el quaterback de Dallas baja su rendimiento desde que sale con la archiconocida estrella de Hollywood ¡cambio dos maldiciones de natillas por una de la Simpson!

La maldición de José Manuel Calderón:

Lo que algunos llamarían mala suerte.

La maldición de Turín:

¿Mala racha? ¿Maldición? Me parece que el Real Madrid va a salir más veces.

La maldición de las Islas Británicas:

Pobre Rijkaard, con lo buena gente que es y también tiene maldición propia, caer eliminado por equipos británicos.

La maldición de los Nets en Phoenix:

No ganan allí desde 1993.

La maldición de los ‘grimpeurs’:

Por unas u otras razones, el maillot a puntos rojos del Tour de Francia, el que identifica al mejor escalador, se ha vuelto maldito. De un tiempo a esta parte, los mejores ‘grimpeurs’ han quedado atrapados por una maldición. Bernhard Kohl, Mauricio Soler, Michael Rasmussen, Richard Virenque, Santi Botero… todos ellos sufrieron problemas antes y, sobre todo, después de vestirse en París de blanco y rojo. El gafe amenaza con extenderse al Giro de Italia. Los dos últimos ganadores, Leo Piepoli y Emanuele Sella, están fuera de combate.

La maldición de Barry Bonds:

Cada vez que Barry Bonds hace historia con un nuevo homerun se lia parda.

La maldición de San Siro:

Esta es viejuna, lo mismo ya se ha terminado. Otro minipunto para el Real Madrid.

La maldición de Münich:

Igual que la anterior.

La maldición de Riazor (mi preferida):

Donde el Real Madrid ya ni recuerda que es eso de ganar.

Y más, muchas más

Acerca de Liamngls

Dueño de este humilde blog publico todo tipo de cosas que me gustan. Si te interesan las cosas que publico puedes, además, seguirme en twitter, en google + y/o en quitter.
Esta entrada fue publicada en Curiosidades y etiquetada , . Guarda el enlace permanente.

3 respuestas a Malditas maldiciones

  1. destroyer dijo:

    Pues si que está la cosa maldita. 😀

  2. destroyer dijo:

    Juer veo que está maldita hasta la hora del blog 😆

  3. Liamngls dijo:

    Anda, es cierto que al chisme este hay que ajustarle la hora a mano, pues menos mal que es tecnología punta 😆

Los comentarios están cerrados.